Boat Hitchhikers – Diario (6)

Diario abordo de un velero

2/17/2013
La Cruz de Huanacaxtle, México 2013

La primera “experiencia” en velero terminó. Llegué a la costa para pasar esas dos semanas aprendiendo a navegar, pero más que aprender a manejar las velas, estos han sido días de reconocer la exacta fuerza y dirección del viento como un sentido que se empieza a desarrollar en mí. He visto ballenas nadando a un lado del barco: sacan sus ojos y me ven, respiran tan fuerte. Ahora nado a la costa como una forma natural de andar, como quién va a la tienda de la esquina y vuelve. Un pequeño universo aparte… aunque no exento de “reglas” si no más bien un intercambio de ellas, otra forma de vivir.

Antes de pisar pie a tierra de vuelta y escribir una despedida más, hice un último anuncio por la radio. Estaba diciendo mis líneas como de costumbre “Hola, soy Tulia tengo 26 años… bla bla bla… enfermería… idiomas… y busco un barco rumbo a Sudamérica – entonces Pablo me interrumpe – Di que vas al Pacífico Sur también, pues es la temporada! – entonces agrego al anuncio: América del Sur o Pacífico Sur. Lo digo sin darle importancia, sólo como agregando un detalle más, ni siquiera lo pienso ni paso por la mente lo que acarrea (no es que planee que mi primer viaje lo haré a islas remotas).

Bajar del barco se siente a libertad. Lo cual es curioso porque el barco en sí pareciera sinónimo de libertad pero es fácil olvidar que no por andar en velero uno está exento de ciertas tareas: cocinar, limpiar, reparaciones y esas cosas. Además hay algo muy distinto y es el compartir -casi- todos los espacios personales, el tiempo, las comidas, el organizarse, todo se hace en conjunto: no es que puedes desaparecerte de la vista tan fácil… no me había dado cuenta de que había algo de “encierro” hasta que baje con mi mochila a cuestas. Ahora que lo pienso no sé si sea capaz de hacerlo por largo tiempo… pero sólo hay una forma de averiguarlo…

The boat hitchhikers

Llego a la casa de Aly, es una chica tan linda!. Llegó en barco de San Francisco el año pasado y su compañera de casa Mary Jo también es de Estados Unidos… y es la antigua tripulación de Pablo.  Llegué por Couchsurfing y en la casa hay otros chicos. Todos han viajado o están buscando un barco para ser tripulación. Oogie de Israel, Rasmus de Alemania, y Mark de Canadá. Ninguno sabe nada por seguro, han estado viajando por un tiempo  y dicen querer ir al pacífico aunque hay levedad:  si se da bien y si no otras cosas ya se darán en su lugar. 

Estamos en la costa con mochilas listas, algunos hacen anuncios en paredes, otros por radio, otros hacen amigos en los muelles o salen a velear por el día. A la noche nos reunimos para pasar el rato, hablar de barcos y países. Rasmus me platica que dejó su carrera profesional para venir a este viaje. Aly trabaja en un café Octopus Garden y hay días que hace espectáculo con fuego.  Reímos porque fui la “profesora de salsa” (viendo vídeos tutoriales en youtube antes por su puesto).

Aly y Mary Jo están ya viviendo en México después de su viaje en velero. No me pregunto a dónde me llevará a mi el viento, seguro será genial a dónde sea y tal ves -como ellas- me baje del barco para pasar un tiempo viviendo en un país extranjero… ¡tal vez en alguna isla incluso! quien sabe. Hoy cenamos y bailamos, reímos y es todo lo que sé.

Nueva Zelanda 2014

Dos meses después de ese encuentro en México nos reunimos en la isla Nuku Hiva, en la Polinesia Francesa. Todos conseguimos barco y fueron tan distintas las experiencias aunque fuera el mismo destino … Fue muy mágico ver en medio de la nada de océano las caras de los chicos, una vez más darse cuenta de lo “pequeño del mundo” aunque yo diría más bien lo “misterioso del mundo”.

Este post me ha hecho contactarlos, pues nunca nos “agregamos en Facebook” andábamos en el océano e islas y en esos no-lugares importaba tan poco el Internet.
*Aly y Mary Jo siguen viviendo en México.

 

*Oogie está ahora de vuelta a Israel después de navegar unos meses hasta Fiji.

*Rasmus voló de Tahití a Estados Unidos dónde vive hasta este mes que regresa a Alemania.

*Mark voló a Australia y luego a Nueva Zelanda donde está viviendo y trabajando (y apenas me entero).

Recibe el Diario abordo de un Velero cada... tanto

¿Qué es el Desafío Creativo 

Es una Dinámica  que se originó en Caminomundos.  El desafío es escribir una entrada de Blog durante 30 días seguidos, pueden ser escritos, poemas, fotografías, etc. ¿Te animas?

AQUÍ: Es un experimento de escritura /creatividad donde mezclo mis diarios… a veces escribo del presente y otras veces comparto mis viejos diarios, los que escribí mientras vivía en un velero por un año.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *